lunes, 17 de febrero de 2014

#leemosQuijote - Capítulo VI

Sí, hoy debería de aparecer aquí el planning semanal. Pero no va a ser así, al menos hasta junio. ¿Por qué? Pues porque hace tiempo que vengo preparando una oposición. Iba relajada, pues aunque se intuía cuando iban a ser los exámenes, no se sabía a ciencia cierta... y la convocatoria salió la semana pasada. Y de aquí a la realización de la prueba pues es evidente que voy a leer y publicar mucho menos, así que ¿para qué voy a marcarme un planning si probablemente no lo cumpla? Eso sí, seguiré con mi ritmo de programar entradas en los días libres para que se vayan publicando, es decir, que esto no estará abandonado del todo... Por ello, hasta nuevo aviso sustituyo el planning semanal por la entrada semanal correspondiente al Reto Leemos el Quijote, de obligado cumplimiento los lunes. Así que ¡vamos allá!

Del donoso y grande escrutinio que el cura y el barbero hicieron en la librería de nuestro ingenioso hidalgo. 

En este séptimo capítulo, mientras don Quijote descansa de los múltiples palos recibidos en el capítulo anterior, asistiremos a la quema de los "peligrosos" libros de caballerías. Los dos amigos de don Alonso, el cura y el barbero (muy duchos en cuestiones literarias por cierto) realizan un exhaustivo escrutinio de los volúmenes contenidos en la biblioteca del hidalgo, con el fin de quemar todos aquellos que puedan desatar la locura del lector, como hicieron con el dueño de la casa. 

Mientras los ojean, van comentando sobre ellos y los que son condenados a arder en el fuego, se los pasan al ama de la casa para que vaya echándolos a un montón, en el patio de la casa, donde arderán más tarde. Y pocos son los que se salvan de tal destino. 

Poco más he de añadir sobre este capítulo, ni curiosidad especialmente destacable, ni tampoco me voy a meter a hablar del lenguaje porque no diría nada nuevo. Este capítulo lo he disfrutado menos que los anteriores, será por el hecho de que don Alonso no interviene al hallarse descansando, por lo que no están presentes los toques de humor con que nos regala Cervantes a causa de la locura del protagonista.

Pero como ya comenté por Twitter, es solo un capítulo, y aún quedan muchos, que disfrutaré sin duda alguna.

¡¡Nos leemos!!


miércoles, 12 de febrero de 2014

Noticias literarias (4): La milagrosa vuelta de Poirot.

Casi 40 años después de que el detective Hércules Poirot, ideado por Agatha Christie y protagonista de 33 novelas, hiciese su última aparición, volverá a la escena literaria.

Pero no, aunque estamos en pleno apogeo de zombies, no va a regresar como ningún no muerto (aunque esté de moda), sino en su persona, como siempre se ha conocido. Y es que los herederos de Agatha Christie han autorizado la publicación de una secuela protagonizada por el mítico Poirot. Y la elegida para tal difícil y arriesgada misión, tenía que ser una amante de las obras de Christie... concretamente Sophie Hannah.

La autora ha comentado sobre la obra que jamás se hubiese atrevido a tocar nada cerrado por Agatha. Como todos sabemos, Hércules Poirot muere en la novela Telón, de un infarto. Por ello Hannah ha decidido ambientar la novela en 1929, uno de los años en los que Agatha Christie no publicó ninguna novela protagonizada por el detective, antes de su muerte.

Poirot destacaba por si increíble inteligencia, capaz de resolver cualquier caso, por lo que Sophie Hannah se ha visto obligada a idear la investigación más difícil de resolver, con infinidad de giros y recovecos... 

Eso sí, todo el que haya leído una novela de Agatha Christie protagonizada por el detective de gran mostacho sabrá que, al contrario que los policias e investigadores que solemos encontrar en la novela negra actual, Poirot puede parecer lento, costumbrista, de escasa acción, protagonista de historias sin sangre. Por ello Hannah, para preservar la esencia del personaje, ha decidido introducir un nuevo personaje, un policía de Scotland Yard, que se encargue del trabajo "sucio".

Yo creo que es un encargo demasiado arriesgado el que le han encomendado a Hannah, pues hablar de Agatha Christie, independientemente de que a algunos nos guste más o menos, son palabras mayores, pero también es verdad que no sería el primer caso de secuelas protagonizadas por legendarios personajes de la literatura, y a algunos no les ha ido del todo mal. Esperemos que Sophie Hannah esté a la altura y nos haga disfrutar nuevamente del sagaz detective inglés.

martes, 11 de febrero de 2014

El laberinto de Osiris - Paul Sussman.

Este libro llegó a mis manos hace poco menos de un año, me lo regaló una amiga por mi cumpleaños, sin saber que era el tercero de una trilogía. Aún así, y a riesgo de enterarme de cosas que debieran desvelarse en las dos entregas anteriores, le prometí que lo leería antes de mi próximo cumpleaños (porque ella sabe la gran cantidad de libros pendientes que tengo por casa). Apenas un par de semanas antes de que expirara el plazo, cumplí mi promesa y hoy os traigo su reseña.

Paul Sussman.


(1966-2012) Estudió Historia en Cambridge. Al acabar la carrera, pasó tres años viajando por el mundo y ejerciendo las profesiones más variopintas. Cuando regresó a Inglaterra, en 1991, ayudó a fundar la revista Big Issue, donde trabajó como crítico de cine y columnista durante siete años. Al mismo tiempo colaboraba como periodista freelance en revistas y periódicos británicos: The Independent, Daily Telegraph, Cosmopolitan, The Spectator, etc.

Participó en muchas excavaciones arqueológicas y escribió tres novelas anteriores a ésta: El enigma de Cambises, El guardián de los arcanos y El oasis secreto. La primera de ellas lo catapultó a la fama y fue traducida a veintiocho idiomas. Todas se convirtieron en grandes éxitos internacionales. Falleció repentinamente poco después de haber entregado esta última novela.

(Biografía extraída de la solapa interior de la novela). 


El laberinto de Osiris (Saga Yussuf Jalifa #3).


Título: El laberinto de Osiris.
Autor: Paul Sussman.
Editorial: Plaza&Janes.
Año de publicación: 2013.
Formato: Tapa blanda con solapas
Nº páginas: 646.
Género: Thriller policíaco.
ISBN: 978-84-01-38859-0.

Sinopsis.

La investigación del brutal asesinato de una periodista en la catedral armenia de Jerusalén produce tal embrollo de pistas que el detective Ben Roi decide acudir a su viejo amigo Yussuf de la policía egipcia. La unión de sus esfuerzos los llevará a escrutar las actividades de un grupo de terroristas cibernéticos y de una red de tráfico de mujeres, así como la reconstrucción del Valle de los Reyes en Luxor, hasta llegar finalmente al mítico Laberinto de Osiris. 

Una novela excelente que combina lo mejor del género de aventuras con una investigación policial y un misterio arqueológico. 


Argumento.

El cadáver de una mujer ha aparecido en la catedral armenia de Jerusalén. Ha sido estrangulada. Una periodista, bastante dada a la polémica. ¿Quién la ha asesinado y por qué? Ese es el objetivo del inspector de policía israelí Arieh Ben Roi: encontrar al responsable de dicho asesinato y las razones que le llevaron a ello. 


En Egipto, alguien está envenenando los pozos de agua que abastecen a las familias coptas, con el fin de alejarlos de la comunidad. ¿Quién está detrás de esto? En medio de la desolación a la que se enfrenta tras la muerte de su hijo, este será el caso de Yussuf Jalifa, policía de Luxor, hasta que recibe una llamada de su viejo amigo Ben Roi, solicitándole ayuda e información.

Prostitución, trata de mujeres, terrorismo informático, vertidos tóxicos... ¿qué pueden tener en común tales asuntos con la muerte de una periodista en Jerusalén? Desde el Valle de los Reyes en época de las grandes excavaciones arqueológicas hasta la moderna Luxor, pasando por el mítico Laberinto de Osiris, Arieh Ben Roi y Yussuf Jalifa nos ayudarán a averiguarlo.

Opinión personal. 

Lo primero que he de decir es que cuando comencé la lectura de esta novela, esperaba otra cosa de la que después me encontré. Mi amiga me regaló la novela pensando que era un thriller histórico, que estaba basado en el Egipto faraónico (una de mis pasiones) y yo esperaba lo mismo. Transcurre en Egipto (parte del argumento), otra parte transcurre en Jerusalén, pero de faraónico nada, sino en la actualidad. De histórico vamos a encontrar poco, por no decir nada.

Colosos de Mnemon en el Valle de los Reyes
Luxor
La lectura, al principio, me contrariaba bastante. Aunque la prosa de Paul Sussman es bastante fácil de seguir, la estructura de la novela no ayuda mucho. La novela está dividida en prólogo, dos partes y epílogo, todos ellos divididos en distintos fragmentos, precedidos de la localización donde transcurre el argumento que cuenta. 

Hasta ahí todo bien. El problema viene cuando cada uno de estos fragmentos transcurre en un sitio distinto, alternando, la gran mayoría de ellos Luxor y Jerusalén, aunque entremete algunos situados en otras ciudades del mundo. Estos fragmentos o pequeños capítulos son tan cortos que apenas da tiempo al lector de meterse en situación, saltando de un caso al otro en breve espacio de tiempo. Y lo peor de todo es que ambas historias, aparentemente no tienen nada que ver, lo que contribuye a que te pierdas aún más.

Como suele ocurrir en este tipo de libros que alternan dos historias, una de ellas siempre resulta más interesante que la otra. En mi caso, me atraía bastante más el caso israelí, el de la periodista asesinada. De hecho es el eje principal de la novela, aunque hasta mediados de la novela no se mezclan ambos casos para fusionarse en uno solo. Y no, prácticamente no tienen nada que ver uno con otro, pero el inspector egipcio, Yussuf Jalifa, pasa de ser un personaje secundario a jugar un papel decisivo en la misma. De hecho, de ser su caso el que menos me atraía de los dos, una vez fusionados, pasaron a ser los capítulos protagonizados por el egipcio los que captaron toda mi atención.

St. James Cathedral
Catedral armenia en Jerusalén.
Aunque es la tercera parte de una trilogía, puede leerse independientemente, ya que aparte de un par de detalles de las vidas personales de ambos inspectores, no revela nada de las novelas anteriores, el caso comienza en ésta desde cero y se resuelve al final de la misma.

Quizá lo más flojo sea el final, un tanto decepcionante para mi gusto. Al leerlo me dio la impresión de que la intención del autor era continuar la saga, pues queda algún hilo secundario suelto, y el lector se queda con cara de "no puede ser, esto no puede acabar así", pero lamentablemente, la repentina muerte del autor no dio lugar a la aparición de más entregas que nos sacasen de dudas. Aunque ya os digo, es la impresión que me ha dado a mí tras concluir la lectura.

El laberinto de Osiris es una historia que va de menos a más en la que, aunque le cueste captar la atención del lector, como fue en mi caso, llega un momento en el que merece la pena esperar, pues la novela se torna en casi page-turner, que te mantendrá  en tensión y pegado a sus páginas hasta el final.

Valoración global: 4/5.

lunes, 10 de febrero de 2014

Planeando la semana #6 (2014).

Cómo habréis podido comprobar, en toda la semana no ha habido ni una sola entrada en el blog. Y es que la pasada semana mis dispositivos electrónicos decidieron realizar un suicidio colectivo. ¡¡Un horror!! Ni portátil, ni lector y el móvil (que pide a gritos una jubilación, el pobre) funcionaba a ratos... También se estropeó el televisor, pero ese para el blog no importa... una catástrofe vaya, a nivel de entradas, de lecturas y de todo...

Conclusión: no hubo planning, ni balances ni tampoco he podido avanzar mucho que digamos.

Como no me voy a poner a hacer balance de hace dos semanas, pasamos directamente a lo que os voy a traer esta semana y ya el próximo lunes retomaremos el ritmo normal.

Semana #6 (10-15/02).


  • Reseñas: si me da tiempo traeré alguna más, pero por si acaso os adelanto las que publicaré con seguridad, ya que a mediados de semana tengo que salir un par de días y no podré conectarme. 
- El laberinto de Osiris - Paul Sussman, que la llevaba atrasada. 
- No me llames princesa - Connie Jett, aprovechando el mes del amor. 

  • Esta semana sí que os traeré entrada del Quijote, aunando lo que os tenga que decir de los capítulos 4 (que era el que tocaba la pasada de semana) y 5, el de ésta. 
  • Os traeré una noticia que, aunque yo ya la conocía de hace bastante más tiempo, ha salido en estos últimos días y además, os mostraré una nueva sección que tenía ya pensada desde hace bastante, a la que he llamado "Rincones para bibliófilos" y en la que, para su estreno, os enseñaré una librería sevillana que, desgraciadamente, está a punto de desaparecer y es una verdadera lástima. 

Retos.

En cuanto a los retos, no es que haya progresado mucho, por la razón de que he estado sin lector prácticamente toda la semana y dos, de los libros que tenía comenzados eran en formato electrónico, pero de momento no los llevo del todo mal:

  • Leemos El Quijote: 5/52 capítulos leídos. 9.5% listo. 
  • Autores Eternamente Pendientes: sigo a 0. 
  • Grandes Monstruos de la Literatura: también a 0, por el momento. 
  • I Edición Novela Histórica: 2/7 novelas leídas. Esta semana no he progresado en éste, por lo que continúo al 21%
  • Reto 25 Españoles: con la lectura de Calle Berlín, 109, de Susana Vallejo, ya llevo 5/25 autores leídos, lo que sería el 20%

#leemosQuijote - Comentario-resumen del capítulo 5.


Don Quijote queda tan malogrado de la paliza que le propinan los comerciantes que es incapaz de levantarse solo, por lo que tiene que esperar a ser ayudado. Comienza a recordar (y recitar en voz alta) pasajes de sus libros de caballerías cuando pasa un labrador residente en su mismo pueblo, lo reconoce y decide ayudarlo a llegar a su casa, donde su sobrina, el ama de la casa y dos amigos de don Quijote, están preocupados por su paradero. Los cuatro acuerdan quemar los libros de caballerías del hidalgo, pues han sido sin duda el desencadenante de la locura de don Alonso, cuando el caballero andante, malherido y cansado, retorna a su hogar.

Podemos comprobar que, a medida que vamos avanzando en los capítulos, nos vamos familiarizando con el lenguaje, de tal modo que ya es prácticamente entendido simultáneamente, sin necesidad de segundas lecturas. Un capítulo en el que, como viene siendo habitual, el humor está presente, esta vez en el trayecto hacia la casa del hidalgo, mientras éste va narrándole pasajes de los libros de caballerías al labrador. 


Lecturas actuales.

Actualmente solo tengo dos lecturas comenzadas y, en ambas he progresado bastante poco debido al problema con los aparatos. Me temo que en estos meses venideros voy a leer muchísimo menos, ya que me faltan escasos meses para presentarme a oposición, así que ya os imagináis... 


  • Sigo con La ciudad de los libros soñadores de Walter Moers. En esta semana no lo he tocado, debido a que lo tengo en formato electrónico, así que sigo por el 5%, o sea, prácticamente nada. 
  • Comencé, aunque con retraso, El brillo de las luciérnagas, de Paul Pen, para la lectura simultánea organizada por Laky en Twitter. Como hay gente que lo ha terminado en nada, voy a dedicarme en exclusiva a él hasta que lo termine, para no quedar demasiado atrás. 

Objetivo semanal.

Esta semana es cortito: cumplir mi cita semanal con el Quijote y terminar el libro del que os hablaba arriba, El brillo de las luciérnagas

Como objetivo esta semana os diré que en Casa del Libro Sevilla, hay el día 14 una mesa redonda-coloquio sobre Bécquer, sus amores, sus musas, etc, a cargo de Antonio Puente Mayor (autor de La sombra de Bécquer, del que ya os hablé en la ruta temática de la novela) y Pilar Alcalá, de la asociación Con los Bécquer en Sevilla, de la que también hablé hace meses con motivo del centenario de los restos del poeta a Sevilla. Si la meteorología, la oposición y demás me lo permiten, quiero asistir, a ver que tal. 


Futuras lecturas.

En la lista de próximas lecturas están los mismos de la última vez: En el país de la nube blanca, Explosión en el corazón del diablo y Nivaria. 

¿Qué estáis leyendo vosotros? 

¡¡Que tengáis una estupendísima semana!!